22.6 C
Caracas
jueves, 25 julio, 2024

Padre de paciente del J.M. de los Ríos: con impotencia vemos morir a nuestros niños

Los familiares de pacientes del servicio de Hematología del Hospital de Niños J.M. de los Ríos acudieron, este 14 de septiembre, al Tribunal Supremo de Justicia para introducir un amparo constitucional a favor de más de 200 niños, niñas y adolescentes que están en riesgo por el cierre técnico de esta área

-

Caracas.- La angustia y las lágrimas acompañan a los familiares de pacientes hemato-oncológicos del Hospital de Niños J.M. de los Ríos que quedaron a la deriva y sin tratamiento por el cierre técnico del servicio de Hematología de este centro de salud. Aseguran que con impotencia ven morir a los niños, niñas y adolescentes.

Dulce María Rodríguez Hernández tiene 17 años de edad y forma parte de los más de 200 niños que dependen de este servicio. Cuando a sus 8 años fue diagnosticada con hipoplasia medular, sus padres se vieron obligados a movilizarse hacia Caracas desde Guayana, estado Bolívar, donde se encuentra su hogar. 

Son incontables los intentos de su padre Rigoberto Rodríguez, junto a su madre, para mantenerla con vida, mientras esperan un trasplante de médula. Han tenido que tocar puertas de instituciones privadas y fundaciones, pero también han realizado múltiples rifas para cubrir los gastos médicos.

Familiares denuncian cierre técnico del servicio de Hematología del Hospital J.M. de los Ríos

Al recibir la información del cierre del servicio de Hematología su mundo se vino abajo, según expresó. Teme por la vida de su hija que debe recibir tratamiento a diario. Actualmente, se encuentra en delicado estado de salud y requiere transfusión de sangre.

Pasan las horas y lo único que pide es la reactivación de esta área para que tanto la adolescente como el resto de los niños reciban sus medicamentos, que son indispensables para mantenerlos con vida. 

Rigoberto ,junto a su esposa e hija, se movilizaban constantemente a la capital venezolana para las consultas médicas y los tratamientos que requiere Dulce María. Sin embargo, desde abril están alojados en Caracas y no han podido viajar a Guayana por el delicado estado de salud de la joven.

«Durante los años que hemos estado en el hospital han muerto muchos niños. Lamentablemente con gran impotencia vemos cómo mueren muchos pacientes a la espera de un trasplante o tratamiento. Me siento impotente porque mi hija está a la espera de un trasplante y económicamente no podemos cubrir todos los gastos», indicó Rigoberto Rodríguez.

Exigió respuesta por parte del Estado venezolano y de las autoridades del Ministerio de Salud. También pidió que se restablezca el servicio de Hematología, así como las otras áreas del Hospital de Niños J.M. de los Ríos que se encuentran en críticas condiciones.

Una enfermedad que no espera 

Una situación similar atraviesa el niño Diego Vásquez, de cinco años de edad. Comenzó a ser paciente del J.M. de los Ríos desde febrero de 2023, luego de que lo diagnosticaron con leucemia linfoblástica aguda. Aunque los médicos le indicaron a los familiares que la salud del paciente es delicada y no puede esperar por tratamiento, su madre y abuelos están de manos atadas con el cierre del servicio de Hematología. 

Margaret Uzcátegui, abuela del paciente, expresó entre lágrimas que «no es justo que sigan muriendo los niños» a la espera de una respuesta por parte de las autoridades sanitarias con respecto a las condiciones del metotrexato, un medicamento que aparentemente estaba vencido y fue suministrado a varios niños que luego sufrieron complicaciones. 

Familiares denuncian silencio de autoridades del J.M. de los Ríos ante posibles casos de meningitis

El cierre del servicio de Hematología ocurre por decisión del personal médico que espera los estudios de esa medicina para saber lo que ocurrió con 10 niños en el mes de agosto, quienes se contagiaron de una posible meningitis. Por lo tanto, los hematólogos decidieron no suministrar más medicamentos hasta obtener respuestas. 

«Esto es una enfermedad que a diario necesitamos de plaquetas y sangre. Es desesperante, ustedes (representantes del Gobierno) son padres, pónganse en lugar de nosotros. Pedimos una salud digna y de calidad», agregó Uzcátegui.

«Los médicos no tienen empatía»

Valentina Vielma tiene 14 años de edad y fue diagnosticada con linfoma de células del manto, una enfermedad poco frecuente. Su madre Karina Trujillo rechaza que su hija estando con fiebre y plaquetas bajas no recibiera atención médica debido al cierre del servicio de Hematología.

«Hicimos preguntas y las doctoras alzaron los hombros y nos dijeron que como madres buscaramos qué hacer. Hay otras pacientes que están en la misma situación y nos dijeron que pasáramos por triaje donde no hay hematólogos, solo pediatras», expresó.

Hospital J.M. de los Ríos | Familiares introducen recurso de amparo en el TSJ por cierre del servicio de Hematología

Aseguró que no tiene los recursos para irse a otro país a salvar la vida de su hija. Rechazó que los médicos no tengan empatía al dirigirse a los familiares que se encuentran angustiados al no saber qué pasará con los pacientes.

Cuando anunciaron el cierre del servicio de Hematología, Karina Trujillo sintió que su mundo se derrumbó y revivió el miedo que tuvo cuando recibió el diagnóstico de su hija. Hace ocho años también vivió la muerte de otro hijo con leucemia.

«Valentina me puede preguntar qué pasará con ella y no tengo respuesta para mi hija. Es triste, por eso esperamos respuestas inmediatas», agregó.

Recurso de amparo en el TSJ 

Los familiares de pacientes del servicio de Hematología acudieron, este 14 de septiembre, al Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) para introducir un amparo constitucional a favor de más de 200 niños, niñas y adolescentes que están en riesgo por el cierre técnico de esta área.

Fabiana Garantón, directora ejecutiva de la Fundación Santi y sus Amigos, se encargó de consignar el documento con las solicitudes. En el TSJ le notificaron que el próximo lunes 18 de septiembre se nombrará a un magistrado ponente del caso.

Garantón recordó que cada día que pasa cerrado el servicio un niño corre el riesgo de perder su vida y de que sus padres no lo vean más. En ese sentido, consideró que las soluciones a los problemas se deben buscar en conjunto y, por lo tanto, pidió que el servicio de Hematología se reactive.

«Las doctoras exigen que se entreguen respuestas sobre los medicamentos que aparentemente están vencidos, pero también les pedimos a ellas que se pongan la mano en el corazón y entiendan que el miedo de las madres es incomparable», precisó Fabiana Garantón.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas del país visitan El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para ellos somos la única fuente de noticias verificadas y sin parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso te pedimos que nos envíes un aporte para financiar nuestra labor: no cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y hagan una contribución económica que es cada vez más necesaria.

HAZ TU APORTE

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a