La decadencia cuantitativa: oposición vs oficialismo

222

Por: Marcos Hernández López

En momentos electorales, lo significativo es y será siempre la estrategia. Sin ella no estarían completas todas las piezas del ajedrez político – electoral. Oposición y oficialismo se mueven a su ritmo y conveniencias; la política es una lucha por el poder. Sin embargo, la oposición venezolana, según sus jugadas en el tablero, pareciera que juega más a ser una oposición heroica y no política. Mientras, el oficialismo perdió la magia, ya no es una revolución que ilusiona y menos se percibe redentora. Sus mejores tiempos ya pasaron, y da muestra de agotamientos y cansancio. Por ello su decadencia en votos.

El expresidente Chávez, estratega militar, en su última participación como candidato presidencial (7 de octubre de 2012), insistía en que su estrategia política era repetir, una y otra vez, que ganaría la reelección con 10 millones de votos: “No acepto menos de eso”,dijo, pero los líderes de la revolución sabían que se fijaba un difícil desafío para llegar a ese tope.

Por otro lado, muchos analistas lo acusaron de ambicioso, porque los mejores tiempos de credibilidad, gestión y popularidad del líder bolivariano habían pasado. Es decir, era tangible su caída electoral. Era la estrategia de Chávez dar la sensación que su victoria era fácil ante su contendor político.

La crisis económica se conecta con la complejidad de la crisis política que viven los venezolanos. Crisis económica indefinida, hasta humillante, cuando toca hacer cola de horas para ponerle gasolina al carro, por ejemplo. La agudeza de la crisis económica es un indicador que manifiesta, de manera fáctica o científica, que la revolución necesita de una urgente revisión o refundación si quiere seguir democráticamente en el escenario político electoral.

En el contexto electoral, la tendencia histórica refleja cómo se mueve el voto chavista vs el voto opositor, revelando que, en su momento, una oposición unida lograba los objetivos: triunfos electorales.

Actualmente, existe una oposición fragmentada, con posturas contradictorias. Según nuestros últimos estudios, el bloque opositor manifiesta sentirse dentro de una incertidumbre para acudir a las venideras elecciones parlamentarias. Motivos sobran, obviamente.

Además, la mayoría de los venezolanos ven a un CNE con mayoría y control chavista, no confiable; no obstante, la intención de voto entra en dilema, la crisis es agotadora y estamos ante un gobierno y una oposición llenos de fisuras.

En abril 2013, Nicolás Maduro, uno de los delfines del comandante Chávez, asume la candidatura por la muerte del máximo líder de la revolución. Logra resultados que evidenciaban la tendencia al declive del voto chavista en Venezuela. Para el año 2015, la oposición construye una estrategia unitaria que emerge triunfante y obtiene la mayoría de votos en las elecciones parlamentarias.

Sin embargo en 2017, dos años después, el oficialismo se lleva la mayoría de las gobernaciones. La oposición se presentó a este evento con divisiones y más debilidades que fortalezas. En ese mismo año se convocan las elecciones para alcaldes, el oficialismo construyendo un ajedrez político / electoral a su conveniencia ganó más del 90% de las alcaldías. La oposición prácticamente no se presentó, y obtuvo precarios resultados.

En mayo de 2018, Venezuela regresó a las urnas para unos comicios en los que la oposición nuevamente no participaba por considerar fraudulentas las elecciones presidenciales. Luego en 2020, en las elecciones parlamentaria, el oficialismo regresa con una aplastante mayoría sobre una oposición construida a la medida del gobierno.

En los comicios regionales y municipales del 21 de noviembre, el chavismo consiguió afianzar su dominio nacional luego de conquistar Caracas y otros 19 de los 23 estados a lo largo del territorio nacional. Elecciones caracterizadas por una baja concurrencia que no llegó a la mitad del padrón electoral.

La fragmentada oposición recibió un duro revés, en una campaña donde sobresalió la falta de unidad, la carencia de propuestas concretas y años de abstención política. Y en esas condiciones, redondeó una decadente votación para obtener el triunfo en apenas cuatro estados y cae estrepitosamente en sectores vitales como Caracas. Motivados por la presencia de observadores de la Unión Europea y desilusionados por el fracaso de las sanciones de Estados Unidos contra el gobierno de Nicolás, decidieron presentarse en los comicios, pero sin conformar un frente único.

Según los resultados de 21 de noviembre de 2021, si no se hubiesen dividido y hubieran armado un frente conjunto, las cifras indican que podrían haber ganado siete estados más que quedaron en manos del oficialismo. Ahora, la oposición se mueve en un escenario complejo con vistas a las presidenciales pautadas, según la Constitución, para 2024.

Tendencia histórica y fluctuaciones del voto Chavista / Opositor

EVENTO ELECTORALCHAVISMOOPOSICIÓN
Presidenciales 19983.673.6852.863.619
Referéndum abril 19993.630.666 //300.233.
Referéndum diciembre 19993.301.475 //1.298.105
Presidenciales 20003.757.7732.530.805
Revocatorio 20045.800.6293.989.008
Parlamentarias 20051.871.419no participó
Presidenciales 2006 7.309.0804.292.466
Reforma 20074.404.6264.521.494
Regionales 20085.541.9424.712.621
Enmienda 20096.310.482 5.193.839
Parlamentarias 20105.423.3245.674.343
Elecciones Presidenciales 20128.191.132  6.591.304
Elecciones Presidenciales 20137.505.338 7.270.403
Elecciones Municipales 2013:5.216.522 4.373.910
Elecciones Parlamentarias 20155.625.2487.728.025
Elecciones Regionales 20175.814.903 4.983.626
Elecciones Municipales 20175.617.506 2.622.058
Elecciones Presidenciales 2018 6.245.862 1. 927.387
Elecciones Parlamentarias 20204.321.975  1.169.872
Elecciones Regionales y Municipales 20213.722.656MUD 2.139.543
Alianza Democrática 1.363.003
Fuerza Vecinal 428.881.
(Fuente CNE)

MARCOS HERNÁNDEZ LÓPEZ | @Hercon44

Sociólogo, docente universitario | PhD Gestión de Procesos | CEO Consultora Estudios de Opinión. TW e IG: @hercon44

El Pitazo no se hace responsable ni suscribe las opiniones expresadas en este artículo.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.