Esperanza a pesar de los pesares

426

Por: Fernando Luis Egaña

Pero no una esperanza estática, como esperando un milagro político y económico que, de pronto, empiece a sacar a Venezuela del abismo. No. Esa no es una  verdadera esperanza. Pienso en una esperanza dinámica, activa, que se fundamente en la lucha socio-política, impulsada, entre otros factores, por las exigencias de la Constitución formalmente vigente para restablecer los derechos del pueblo venezolano.

Los pesares contra esta esperanza son innumerables, en lo político, económico y social. El rechazo a la hegemonía es inmenso, pero no hay fuerza que lo represente y dirija.

¿Eso puede cambiar? Tenemos que trabajar para que sea así. Sabiendo que el camino es muy cuesta arriba, pero haciendo un gran esfuerzo para no desanimarse ante los desafíos.

Si el camino estuviera despejado, no tendría sentido el tema de la construcción de la esperanza. Sin embargo, el camino para superar la hegemonía despótica y depredadora es un reto de dimensiones históricas.

Repleto de pesares de toda índole. Por todo ello es que la esperanza tiene que animarse. Después de todo, sí es posible un futuro distinto al presente.


FERNANDO EGAÑA | @flegana

Abogado. Periodista. Exministro de Comunicación

El Pitazo no se hace responsable ni suscribe las opiniones expresadas en este artículo.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas del país visitan El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para ellos somos la única fuente de noticias verificadas y sin parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso te pedimos que nos envíes un aporte para financiar nuestra labor: no cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y hagan una contribución económica que es cada vez más necesaria.

HAZ TU APORTE

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.